doi: 10.56294/saludcyt2023311

 

REVISIÓN BIBLIOGRÁFICA

 

El papel de la Inteligencia Emocional y Espiritual en la intervención sanitaria y educativa

 

The role of Emotional and Spiritual Intelligence in health and educational intervention

 

Francisco Javier Vidal Barrantes1,2  *

 

1Escuela Internacional de Doctorado UNED. Doctorando en Ciencias Biomédicas y Salud Pública. Madrid, España.

2Center for Innovative Care and Health Technology (ciTechCare). Polytechnic of Leiria. Leiria, Portugal. 

 

Citar como: Vidal Barrantes FJ. El papel de la Inteligencia Emocional y Espiritual en la intervención sanitaria y educativa. Salud Cienc. Tecnol. 2023; 3:311. https://doi.org/10.56294/saludcyt2023311

 

Recibido: 12-02-2023                   Revisado: 01-03-2023                   Aceptado: 07-03-2023                 Publicado: 09-03-2023

 

Editor: Prof. Dr. Javier González Argote

 

RESUMEN

 

Introducción: comienza a darse una gran importancia al estudio de la Inteligencia Emocional y Espiritual en contextos educativos y sanitarios, por la repercusión que estos constructos teóricos tienen sobre la conducta humana y, consecuentemente, en el ejercicio de las funciones profesionales de estudiantes, docentes y sanitarios.

Objetivo: hallar la relación existente entre la inteligencia emocional y la espiritualidad y cómo ésta puede condicionar la conducta de estudiantes y profesionales de la salud.

Método: revisión narrativa de artículos originales, realizándose una búsqueda sistemática a través de las bases de datos de EBSCHOHot (APA Pscycinfo), ERIC, MEDLINE, PubMed y SCOPUS y utilizándose los siguientes términos para efectivar esta búsqueda: “Emotional Intelligence” AND “Spiritual*” AND “Correlation*.

Resultados: esta revisión incluyó 7 artículos, siendo que 6 son originales y 1 es una revisión crítica, haciendo referencia a investigaciones efectuadas en contextos educativos y sanitarios y realizadas, fundamentalmente, en países orientales. Se demuestra la relación existente entre los constructos de Inteligencia Emocional y Espiritual y la importancia que estas competencias tienen sobre la conducta humana.

Conclusiones: es pertinente realizar más estudios que relacionen estas dos variables, así como la necesidad de introducir y trabajar estos conceptos, en contextos educativos y de intervención sanitaria, con el objetivo de mejorar las competencias de los estudiantes y profesionales. Así mismo, se deberá de evitar confundir los conceptos de espiritualidad con religiosidad que, estando asociados, presentan significados e implicaciones prácticas diferentes.

 

Palabras claves: Inteligencia Emocional; Espiritualidad; Salud Mental e Intervención Educativa.

 

ABSTRACT

 

Introduction: the study of Emotional and Spiritual Intelligence in educational and health contexts is beginning to be given great importance, due to the repercussion that these theoretical constructs have on human behavior and, consequently, on the exercise of the professional functions of students, teachers and health professionals.

Objective: to find the relationship between emotional intelligence and spirituality and how those concepts can condition the behavior of students and health professionals.

Methods: a narrative review of original articles, performing a systematic search through the EBSCHOHot (APA Pscycinfo), ERIC, MEDLINE, PubMed and SCOPUS database. The descriptors used: “Emotional Intelligence” AND “Spiritual*” AND “Correlation*.

Results: this review included 7 articles, 6 of which are original and 1 is a critical review, referring to research carried out in educational and health contexts and conducted mainly in Eastern countries. The relationship between the constructs of Emotional and Spiritual Intelligence and the importance that these competencies have on human behavior is demonstrated.

Conclusions: it is pertinent to carry out more studies that relate these two variables, as well as the need to introduce and work on these concepts in educational and health intervention contexts, with the aim of improving the competencies of students and professionals. Likewise, it is important to avoid confusing the concepts of spirituality and religiosity which, although associated, have different meanings and practical implications.

 

Keywords: Emotional Intelligence; Spirituality; Mental Health and Educational Intervention.

 

 

 

INTRODUCCIÓN

Sabemos que el concepto de inteligencia ha ido evolucionando a lo largo del tiempo.(1) Este constructo teórico comienza a ser estudiado a partir del siglo XIX, tomando como referencia las investigaciones realizadas por Broca (1824-1880), interesado en analizar el cráneo humano y sus características, por Galton (1822-1911), que aplicó técnicas estadísticas para medirla y por Wundt (1832-1920) que, a través de la introspección, pretendía analizar los procesos mentales.  En 1905 aparece el primer test de inteligencia en Francia, de la mano de Alfred Binet (1857-1911) y pocos años después, se comienza a hablar de otros conceptos relacionados: “Coeficiente Intelectual”, “Inteligencia Social”, “Inteligencias Múltiples” e “Inteligencia Triárquica”.

Aunque el debate conceptual continua abierto, se concluye que existe una única inteligencia, constituida por diversos factores.(2)  Así, llegamos al concepto de “Inteligencia Emocional” (IE), introducido formalmente por Salovey y Mayer (1990), tomando como base los trabajos realizados por Thornidke (1920) y Gardner (1920).(3) Se define, por tanto, como la capacidad para supervisar los sentimientos y las emociones de uno mismo y de los demás, de discriminar entre ellos y de usar esta información para orientar la acción y el pensamiento propios.(4)

Asimismo, el concepto de espiritualidad ha adquirido cada vez mayor importancia, ultrapasando los límites de la religión y la moral, especialmente en el mundo occidental o judeocristiano y que nos lleva a considerar necesidades universalmente humanas, tales como la búsqueda del sentido, del propósito y de la realización vital, la esperanza, la fe en uno mismo, en los demás y en una entidad superior o dios.(5)  Este concepto ha adquirido tanta importancia en las últimas décadas, que la propia OMS lo incorporó como siendo la cuarta dimensión en el concepto de salud, es decir, un estado dinámico de completo bienestar físico, mental, espiritual y social,(6) motivo por el cuál, comienza a ser estudiada por las Ciencias de la Salud.

Además, y porque algunos de los estudios analizados refieren este concepto, Zohar et al.(7), introducen la definición de inteligencia espiritual (IES):

 Es la inteligencia con que afrontamos y resolvemos problemas de significados y valores, con que podemos poner nuestros actos y nuestras vidas en un contexto más amplio, más rico y significativo, la inteligencia con que podemos determinar que un curso de acción o un camino vital es más valioso que otro. La IES es la base necesaria para el eficaz funcionamiento, tanto del Coeficiente de Inteligencia, como de la Inteligencia Espiritual. Es nuestra inteligencia primordial.

En definitiva, la IES engloba diferentes capacidades: trascendencia, experimentación de estados elevados de consciencia, atribución de un sentido sagrado a todo lo cotidiano, resolución de problemas a través de la espiritualidad y adopción de actitudes virtuosas.(8) 

Esta revisión tuvo como finalidad, hallar la relación existente entre la inteligencia emocional y la espiritualidad y cómo ésta puede condicionar la conducta de estudiantes y profesionales de la salud.

 

MÉTODOS

Se realizó una revisión bibliográfica de tipo narrativa, con el fin de obtener datos relacionados con el tema revisado, valorar los estudios previos existentes y justificar futuras investigaciones,(9) utilizando para esto, una búsqueda sistemática de estudios científicos, entre los años 2001 y 2021.

La búsqueda se efectuó en las siguientes bases de datos: EBSCHOHot (APA Pscycinfo), ERIC, MEDLINE, PubMed y SCOPUS. No hubo limitación de idiomas y se obtuvieron revisiones bibliográficas y artículos originales, los cuáles siguieron el diseño cuantitativo de tipo descriptivo y explicativo. Las palabras claves utilizadas en esta búsqueda fueron “Emotional Intelligence” AND “Spiritual*” AND “Correlation*”. Fueron incluidos 7 artículos científicos (Figura 1):

Figura 1. Criterios de inclusión de artículos en la revisión narrativa

 

Inicialmente se identificaron 82 artículos en las 5 bases de datos referidas anteriormente. Seguidamente, se eliminaron 20 estudios por duplicado, por lo que fueron seleccionados, como siendo artículos elegibles, 60 de los 80. Finalmente, restaron 7 estudios, siendo éstos los incluidos en la revisión narrativa. Se excluyeron 55 de los 62 cribados, por diferentes motivos: artículos que no están relacionados con el tema en estudio (inteligencia emocional y espiritualidad en contextos sanitario y educativo); tesis de Doctorado sin resumen ni publicación en revista científica; estudio relacionado con la validación de instrumentos e investigaciones con poca o escasa validez científica.

Después de seleccionados los artículos, se realizó una lectura exhaustiva de cada uno de ellos, obteniéndose información relevante para la revisión, tales como: autor/es; título, tipología y objetivo de la investigación; muestra; instrumento/s utilizado/s; resultados y conclusiones.

 

RESULTADOS

Esta revisión incluyó 7 artículos, siendo que 6 son artículos originales(10,12,13,14,15,16) y 1 es una revisión crítica(11). De los artículos, 4 corresponden a investigaciones realizadas en diferentes instituciones educativas situadas fundamentalmente en: Islamabad, Pakistán(12); Sari, Irán(13); Nueva Inglaterra, Estados Unidos(14) y en Cheonan-si, Corea del Sur(15). Una investigación fue efectuada en un Hospital Psiquiátrico en Turquía(10) y otro en un Centro de Salud en el Condado de Larestan, Irán(16) (Tabla 1).

En la investigación realizada por Karakaş et al.(10), existe una relación significativa entre la puntuación obtenido en la “Escala de Percepción del Apoyo Espiritual”, con las subdimensiones “conciencia de las emociones”, “control de las emociones”, “autocontrol”, “motivación” y “habilidades sociales”, de la Escala de Valoración de IE. Por este motivo, se identifica la necesidad de trabajar la espiritualidad, como siendo un aspecto que debe formar parte de las intervenciones holísticas en salud. Además, se observa que los profesionales de la salud pueden reaccionar con ira, lástima y miedo a las diferentes situaciones del día a día, demostrándose que la IE puede neutralizar estas emociones más negativas, de manera a no influenciar en su rutina laboral. Se demuestra que, cuanto mayor es el nivel de IE de los profesionales sanitarios, mayor es el aporte espiritual ofrecido a sus pacientes.

 

            Tabla 1. Artículos incluidos en la revisión narrativa

Autores

Título

Año

Tipo de

investigación

Palabras claves utilizadas en los artículos

Asi̇ Karakaş et al.(10)

A study to determine the relationship between the emotional intelligence levels and perceptions of spiritual support of nurses working in a hospital for psychiatric and neurological diseases in Turkey

2020

Artículo original

IE*, soporte espiritual, enfermero, psiquiatria.

Rahmati et al.(16)

The relationship between spiritual and emotional intelligence and sexual satisfaction of married women

2018

Artículo Original

IE, satisfacción sexual, IES*, mujeres.

Turi et al.(12)

Correlating spiritual and emotional intelligence with academic performance among Pakistani students

2020

Artículo Original

Desempeño académico, IE, Pakistán, IES

Gorji et al.(13)

Emotional and spiritual intelligence among medical students in Iran

2017

Artículo Original

IE, Irán, IES

Powell et al.(11)

Emotional Intelligence: A Critical Evaluation of the Literature with Implications for Mental Health Nursing Leadership

2015

Revisión crítica

IE, Salud Mental, Enfermeros, Líderes, Bienestar espiritual.

Beauvais et al.(14)

Factors related to academic success among nursing students: A descriptive correlational research study

2014

Artículo original

Éxito académico, IE, Resiliencia, Empowerment, Enfermeros, Enfermería, Retención, Desgaste, Bienestar espiritual

Kim et al.(15)

Factors Influencing on the Spiritual well-being among Korean nursing students

2018

Artículo original

Bienestar espiritual, Resiliencia, IE, Afiliación religiosa, Enfermeros.

IE: Inteligencia Emocional; IES: Inteligencia Espiritual

 

 En el estudio de Rahmati et al.(16), observamos la relación significativa entre la IE y la satisfacción sexual en mujeres casadas, por lo que, cuanto mayor IE, mayor será su satisfacción sexual. También se observa una relación significativa entre la producción de significado personal, expansión y consciencia transcendental, componentes de la IES, con la satisfacción sexual, lo que lleva a los autores a afirmar que la educación y promoción de la IE e IES en las parejas, especialmente en las más jóvenes, puede mejorar las relaciones interpersonales, la satisfacción sexual y consecuentemente el bien estar conyugal, evitando así las infidelidades y el divorcio.

Turi et al.(12) defienden la necesidad de trabajar la IE y la IES en las escuelas paquistaníes, de forma a aumentar el rendimiento académico de sus alumnos, según se demuestra en los resultados obtenidos en su estudio. En éste, también se observan diferencias significativas entre hombres y mujeres, existiendo mejores habilidades emocionales y espirituales en las estudiantes paquistaníes, comparativamente a los estudiantes.

Resultados muy similares aparecen en el estudio de Gorji et al.(13), donde comprobamos, una vez más, la relación entre la IE y la IES. Se obtuvieron mayores niveles de competencias de autogestión, gestión emocional e IE en los hombres, en cuanto que en las mujeres, mejores puntuaciones en las variables de autoconciencia y conciencia social. Los autores justifican estos resultados, afirmando que los hombres se preocupan más con los aspectos políticos, en contraposición con las mujeres, que exploran, de forma más significativa, los aspectos estéticos, sociales y religiosos. Una vez más, se demuestra que, trabajando la IES, se consigue desarrollar eficazmente la IE y las conductas socialmente adecuadas, de acuerdo con los valores sociales de cada contexto.

En una muestra de estudiantes de pre y posgrado de Enfermería en una Universidad Católica de Nueva Inglaterra, en los Estados Unidos , Beauvais et al.(14) identificaron que, en los estudiantes de posgrado hay una relación significativa entre los valores de IE (concretamente en las dimensiones de manejo de emociones y facilitación de pensamientos), resiliencia y empoderamiento psicológico con el éxito académico, mientras que en los de pregrado, este éxito se relaciona con las puntuaciones de percepción emocional. Por lo tanto, se observa una relación entre el bienestar espiritual y el éxito académico, en los dos grupos de estudiantes.

Kim et al.(15) consiguieron demostrar que la resiliencia, la IE y la afiliación religiosa son factores que pueden promover el bienestar espiritual de los estudiantes de Enfermería, a través de procesos cognitivos que, según estos autores, posibilitan que los alumnos puedan adquirir una mayor sensación de control de sus emociones y consecuentemente una mejor calidad de vida, medida a través del bienestar espiritual. Se refuerza, una vez más, la idea de trabajar la espiritualidad en los enfermeros, en este caso concreto, a través de la afiliación religiosa, con el objetivo de mejorar sus competencias profesionales, fortalecer la resiliencia frente a las diferentes obligaciones profesionales y aumentar las competencias de IE.

Como vemos, estos estudios demuestran la relación significativa entre las competencias de IE y de IES, de una u otra forma. Sin embargo, la obtención y presentación de los datos obtenidos estarán condicionados por las teorías de IE e IES utilizados y sus correspondientes instrumentos de evaluación. Veremos a seguir:

Con respecto a la IE, Sabemos que hoy en día se consideran dos abordajes o modelos conceptuales sobre este concepto.(2) Por un lado, hablamos de los Modelos de IE Capacidad, que defiende la interacción entre la emoción y la inteligencia para explicar este concepto; y por otro lado, están los Modelos Mixtos de IE, que incluyen constructos tales como la capacidad mental y otras disposiciones y rasgos.(3) La mayor parte de los artículos analizados en esta revisión(10,14,15,16) siguen la corriente de IE Capacidad, concretamente las teorías de Mayer e col.(17), que definen la IE como un constructo teórico constituido por cuatro dimensiones que funcionan de forma interrelacionada: percepción y utilización de emociones para facilitar el pensamiento; la comprensión de las emociones y la gestión emocional.  No obstante, la investigación de Kim et al.(15), sigue el modelo Mixto de IE, concretamente el formulado por Goleman(18), en el que se explica que la IE integra disposiciones individuales pertenecientes a diferentes constructos de la personalidad, afecto y también aspectos cognitivos y motivacionales, contribuyendo para el funcionamiento adaptativo del sujeto frente a las exigencias del medio envolvente.

En estos artículos, los instrumentos utilizados para mensurar la IE, adaptados y validados culturalmente, fueron los siguientes: Karakaş et al.(10) utilizaron el “Emotional Intelligence Assessment Scale – EIA(19); Rahmati et al.(16), emplearon el “Shoot Emotional Intelligence Questionnarie(19); Turi et al.(12) consiguen adaptar un instrumento de estudios científicos anteriores; Gorji et al.(13) usaron el “Bardberry-Greves Questionnaire(20); Beauvais et al.(14) consideraron el “Mayer-Salovey-Caruso Emotional Intelligence Test – MSCEIT(21) y finalmente, Kim et al.(15) utilizaron la “Escala de Inteligencia Emocional de Wong y Law – WLEIS”(22).

A propósito de la Espiritualidad, Weathers et al.(23), a través de un análisis conceptual del término, identificaron tres atributos: “conexión”, definido como el sentido de relación de uno mismo, con los otros, con la naturaleza y con un poder Superior; “trascendencia” o capacidad del individuo para cambiar la perspectiva sobre una determinada situación y sobre la vida en general y “sentido de la vida”.

La religiosidad es un término relacionado, diferente de espiritualidad, que refiere la adhesión del individuo a creencias y prácticas, a través de una institución organizada(24) que obligatoriamente, requiere de conexión con uno mismo, con los otros, con el medio envolvente y con un ser supremo. Además, la religiosidad identifica la afiliación, actividades y creencias religiosas como atributos propios, diferentes del concepto de espiritualidad.(23) Todos estos conceptos fueron incluidos en las investigaciones revisadas para este trabajo de investigación narrativa.

Con respecto a los instrumentos utilizados para medir la IES, también adaptados y validados culturalmente, el “Spiritual Support Peception(25) fue utilizado por Karakaş et al.(10); el “SISRI-24 King´s Spiritual Intelligence Questionnarie(25) por Rahmati et al.(16); el “Eysenck Epiritual Intelligence Scale(27) empleado por Gorji et al.(13); “The Spiritual Well-Being Scale – SWBS(28) por Beauvais et al.(14) y el “Spiritual Well-Being Scale – SWB(29) usado por Kim et al.(15)

En la revisión crítica(11) incluida en este estudio, se analizaron 27 publicaciones relacionados con la Enfermería, se observa correlación entre la IE y un mayor bienestar, mayor satisfacción labora y espiritual y menor riesgo de agotamiento, por parte de los profesionales de Enfermería. Por tanto, los autores afirman, en base a los datos obtenidos, que los profesionales sanitarios tienen niveles más altos de IE, lo que favorece la relación profesional-paciente. Además, afirman que los enfermeros en salud mental se involucran, de forma más personal, con sus pacientes, en relación con otros enfermeros de otras áreas de intervención. Se indica que, trabajar las competencias de IE, disminuye el agotamiento y el estrés relacionado con la profesión. Por último, los autores refieren también que la autoconciencia y el control de las emociones son necesarias para formar nuevos líderes de equipos de Enfermería.

Todos los estudios analizados en esta revisión cumplieron con los requisitos éticos legales existentes y fueron aprobados por los diferentes Comités de Ética. 

 

DISCUSIÓN

Las investigaciones revisadas para este artículo narrativo, nos demuestra la relación que existe entre las competencias de IE e IES para el suceso estudiantil y para mejorar la intervención en diferentes contextos, tal y como fue referido en el capítulo anterior.

 La IE actúa como agente protector para el futuro desempeño laboral de estudiantes en Ciencias de la Salud, pues los protege de la carga emocional negativa que, por veces, interfiere en el ejercicio de sus funciones profesionales,(30) además de promover una mejor conciencia en la tomadas de decisiones importantes(31) y facilita una relación mucho más empática junto de sus clientes, aspectos descritos en las investigaciones analizadas anteriormente.(10,13,14,15)

Además, Irarrázabal et al.(30) en un estudio realizado con 184 estudiantes de primer y quinto año de Enfermería, comprueban que existe una fuerza de relación moderada baja entre diferentes dimensiones de la espiritualidad con la IE, concretamente con la comprensión emocional y con la regulación de las emociones, corroborando los resultados obtenidos en las investigaciones analizadas. En este sentido, la IE y la IES se relacionan cada vez más,(32) según las últimas investigaciones, conduciendo al individuo a un nivel pleno de bienestar.

Turi et al.(12) son categóricos al afirmar que la IE y la IES deberían ser los pilares fundamentales de cualquier sistema educativo porque, según estos autores, permite trabajar, de forma transversal, aspectos físicos, sociales, éticos y psicológicos relacionados con el estudiante, además de ser una poderosa herramienta para realizar modificación conductual y, de esta forma, permitir el desarrollo de conductas maduras.

La utilización de diversos instrumentos de evaluación en todas estas investigaciones, para medir los mismos constructos teóricos, podrán justificar la obtención de datos que, estando relacionados, son denominados, por veces, de formas distinta, aunque conceptualmente centrados en los constructos de IE e IES. Hasta la fecha, no existen muchos estudios que relacionen la IE y la IES. Además, la mayor parte de éstos se realizaron en países orientales.

De forma más específica, se concluye que la incorporación de unidades didácticas o actividades que favorezcan la IES en contextos educativos, favorece el desarrollo cognitivo y emocional de los alumnos, incentivando las capacidades de valorar, amar y proyectar un futuro constructivo, para una sociedad más justa.(33)

Como algunos autores también refieren(12,13,15) la IES permite al individuo adoptar una actitud de vida con un objetivo transcendente sobre el propio ego, priorizando la compasión de uno mismo y su sabiduría para mantener y promover la paz, para sí y para los demás. Se justifica, de esta forma, la necesidad de trabajar estas competencias de IES para que podamos formar estudiantes que, futuramente y en cuanto profesionales, consigan respetar su entorno y a los demás.

Se defiende también el trabajo de la IE en los diferentes niveles educativos, ya que, a través de ella, conseguimos ajustar la autoestima y el autoconcepto, mejorar las competencias sociales, reconocer y diferenciar las emociones y los sentimientos, asociar emociones con sensaciones y finalmente, fomentar la expresión de sentimientos, ideas, pensamientos y opiniones, sin olvidar que estas competencias son extremamente necesarias para formar a líderes competentes.(11)

Para finalizar, Beauvais et al.(14) defienden que los exámenes de ingreso a la Universidad no se pueden centrar únicamente en aspectos cognitivos, proponiendo además de los clásicos exámenes de acceso, la evaluación de la IE y de la IES, con el objetivo de saber quién estaría preparado para afrontar situaciones profesionales futuras que requieran de estas competencias o, en su caso, trabajarlas eficazmente para integrarlas en su repertorio conductual.

Entre las limitaciones encontradas para realizar esta revisión narrativa, está el hecho de existir, por el momento, pocos estudios que relacionen estos dos constructos de Inteligencia. Además, la mayor parte de éstos fueron realizados en países orientales, con una visión por veces religiosa en relación con el concepto de la espiritualidad, lo que puede dar a entender que las conclusiones obtenidas podrán estar condicionadas por las creencias establecidas en los contextos donde se realizaron estas investigaciones.

 

CONCLUSIONES

Se concluye este trabajo, reforzando las ideas que fueron demostradas anteriormente, es decir, existe una necesidad preminente en aplicar y trabajar los conceptos de IE y de IES en contextos educativos y de intervención clínica, por los motivos que fueron demostrados en los capítulos anteriores.

Es importante también incentivar la investigación relacionada con estos constructos, con el objetivo de obtener, todavía más evidencia, sobre el papel que la IE y la IES ejercen en la conducta humana y cómo la modelación de estas competencias permite el desarrollo de estudiantes y profesionales competentes, capaces de adaptarse a cualquier situación, en los distintos contextos y así, ejercer sus funciones profesionales con estándares mayores de calidad.

Evitemos confundir los conceptos de Espiritualidad y Religiosidad que, relacionados, se definen y se expresan de formas diferentes. No asemejemos los aspectos espirituales con la práctica religiosa, pues los resultados obtenidos en las investigaciones, con recurso a instrumentos de IES, podrían interpretarse con base a aspectos organizacionales e/o religiosos, corriéndose el riesgo de concluir con ideas sesgadas o reductoras.

 

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1. Dueñas Buey ML. Importancia de la Inteligencia Emocional: Un nuevo reto para la orientación educativa. Educ XX1 2002;5. https://doi.org/10.5944/educxx1.5.1.384.

 

2. Bisquerra Alzina R, Pérez González JC, García Navarro E. Inteligencia emocional en educación. Madrid: Síntesis; 2015.

 

3. Pérez-González JC, Petrides KV, Furnham A. Measuring trait emotional intelligence. Int. Handb. Emot. Intell., Cambridge, MA: Hogrefe & Huber; 2005, p. 181-201.

 

4. Salovey P, Mayer JD. Emotional Intelligence. Imagin Cogn Personal 1990;9:185-211. https://doi.org/10.2190/DUGG-P24E-52WK-6CDG.

 

5. Krmpotic, Claudia S. La espiritualidad como dimensión de la calidad de vida. Exploraciones conceptuales de una investigación en salud. Scr Ethnol 2016;38:105-20.

 

6. Moreno GA. La definición de salud de la Organización Mundial de la Salud y la interdisciplinariedad. Sapiens Rev Univ Investig 2008;9:93-107.

 

7. Zohar, D, Marshall, I. Inteligencia Espiritual. Barcelona: Plaza & Janés; 2001.

 

8. Emmons RA. Spirituality and Intelligence: Problems and Prospects. Int J Psychol Relig 2000;10:57-64. https://doi.org/10.1207/S15327582IJPR1001_6.

 

9. Ferrari R. Writing narrative style literature reviews. Med Writ 2015;24:230-5. https://doi.org/10.1179/2047480615Z.000000000329.

 

10. Asi̇ Karakaş S, Sahi̇N Altun Ö, Okanli̇ A, Polat H, Olçun Z. A study to determine the relationship between the emotional intelligence levels and perceptions of spiritual support of nurses working in a hospital for psychiatric and neurological diseases in Turkey. Arch Psychiatr Nurs 2020;34:64-9. https://doi.org/10.1016/j.apnu.2019.10.006.

 

11. Powell KR, Mabry JL, Mixer SJ. Emotional Intelligence: A Critical Evaluation of the Literature with Implications for Mental Health Nursing Leadership. Issues Ment Health Nurs 2015;36:346-56. https://doi.org/10.3109/01612840.2014.994079.

 

12. Turi JA, Rani AA, Imaduddin A, Mahmud FB, Adresi AA. Correlating spiritual and emotional intelligence with academic performance among Pakistani students. Int J Eval Res Educ IJERE 2020;9:278-84. https://doi.org/10.11591/ijere.v9i2.20476.

 

13. Heidari Gorji A, Darabinia M, Ranjbar M. Emotional and Spiritual Intelligence Among Medical Students in Iran. Iran J Psychiatry Behav Sci 2017;11. https://doi.org/10.5812/ijpbs.9504.

 

14. Beauvais AM, Stewart JG, DeNisco S, Beauvais JE. Factors related to academic success among nursing students: A descriptive correlational research study. Nurse Educ Today 2014;34:918-23. https://doi.org/10.1016/j.nedt.2013.12.005.

 

15. Kim K-S. Factors Influencing on the Spiritual well-being among Korean nursing students. Res J Pharm Technol 2018;11:1541-6. https://doi.org/10.5958/0974-360X.2018.00287.1.

 

16. Rahmati R, Mohebbi-Dehnavi Z. The relationship between spiritual and emotional intelligence and sexual satisfaction of married women. J Educ Health Promot 2018;7:162. https://doi.org/10.4103/jehp.jehp_82_18.

 

17. Mayer, JD, Salovey, P. What is emotional intelligence? 1997.

 

18. Goleman, D. Working with emotional intelligence. NY: Bantam Books; 1998.

 

19. Schutte NS, Malouff JM, Hall LE, Haggerty DJ, Cooper JT, Golden CJ, et al. Development and validation of a measure of emotional intelligence. Personal Individ Differ 1998;25:167-77. https://doi.org/10.1016/S0191-8869(98)00001-4.

 

20. Bradberry T, Greaves J. Emotional Intelligence 2.0. CA, USA: TalentSmart; 2009.

 

21. Salovey P, Sluyter DJ, editores. Emotional development and emotional intelligence: educational implications. 1st ed. New York: Basic Books; 1997.

 

22. Law KS, Wong C-S, Song LJ. The Construct and Criterion Validity of Emotional Intelligence and Its Potential Utility for Management Studies. J Appl Psychol 2004;89:483-96. https://doi.org/10.1037/0021-9010.89.3.483.

 

23. Weathers E, McCarthy G, Coffey A. Concept Analysis of Spirituality: An Evolutionary Approach: Spirituality Concept Analysis. Nurs Forum (Auckl) 2016;51:79-96. https://doi.org/10.1111/nuf.12128.

 

24. Bjarnason D. Concept Analysis of Religiosity. Home Health Care Manag Pract 2007;19:350-5. https://doi.org/10.1177/1084822307300883.

 

25. Kavas E, Kavas N. Manevi destek algisi (mda) ölçeği: geliştirilmesi, geçerliliği ve güvenilirliği. Turk Stud 2014;9:905-15.

 

26. King, DB. Rethinking claims of spiritual intelligence: A definition, model, and measure. Trent University, 2008.

 

27. Shirishkumar RJ. A Preparation and standardization of  Spiritual Intelligence Scale. Int J Res Educ IJRE 2012;1:74-81.

 

28. Ellison CW, Smith J. Toward An Integrative Measure of Health and Well-Being. J Psychol Theol 1991;19:35-45. https://doi.org/10.1177/009164719101900104.

 

29. Paloutzian, RF, Ellison, C. W. Man­ual for the Spiritual Well-being Scale. Nyack, NY: Life Advance, Inc.; 1991.

 

30. Aradilla-Herrero A, Tomás-Sábado J, Gómez-Benito J. Associations between emotional intelligence, depression and suicide risk in nursing students. Nurse Educ Today 2014;34:520-5. https://doi.org/10.1016/j.nedt.2013.07.001.

                                                                                                          

31. Joseph N. Emotional intelligence and stress in medical students performing surgical tasks. Indian J Public Health 2016; 60:166. https://doi.org/10.4103/0019-557X.184577.

 

32. González C, Vera, L. Inteligencia espiritual y valores personales en los integrantes de la coordinación del proyecto educativo regional. Rev Educ - UPEL-IPB - Segunda Nueva Etapa 20 2015; 18:50-77. https://doi.org/10.46498/reduipb.v18i1.141.

 

33. Álvarez, M. La educación para la interioridad como desafío educativo. Tesis de Maestría. Universidad de Murcia, 2015.

 

CONFLICTO DE INTERESES

Ninguno

                                                

FINANCIACIÓN

Sin financiación

 

CONTRIBUCIÓN DE AUTORÍA

Conceptualización: Francisco Javier Vidal Barrantes.

Investigación: Francisco Javier Vidal Barrantes.

Metodología: Francisco Javier Vidal Barrantes.

Redacción – borrador original: Francisco Javier Vidal Barrantes.

Redacción – revisión y edición: Francisco Javier Vidal Barrantes.